La Italia más bella

La Italia más bella

3 maneras perfectas de disfrutar de cerca de la cúpula del Duomo de Florencia

¿Tan impresionado con la cúpula del Duomo de Florencia como lo han estado miles de personas a lo largo de la historia? Te contamos de qué tres maneras puedes acercarte un poco más a ella.

Judith Torquemada | Madrid | 27/02/2019

Duomo. Florencia
Duomo. Florencia | pxhere.com

Como amante de los viajes, pocas cosas son más satisfactorias que descubrir ciudades que pueden conquistarte sin necesidad de mapas, guías o puntos señalados de manera obligatoria. Por eso, entre otras cosas, Florencia se ha convertido en uno de los destinos más queridos por aquellos que han tenido el placer de descubrirla, y también en uno de los más deseados por quien no ha tenido aún oportunidad.

No necesitas nada en Florencia. Puedes limitarte a pasearla. Puedes limitarte a disfrutar de cada calle, de cada rincón, de cada plaza, de cada mínimo detalle que encontrarás en el lugar más inesperado. Puedes limitarte a recorrerla, como decimos, sin mapa, sin prisas, sin reloj, sin rumbo. Y caerás rendido.

Ahora bien, una vez en la capital de la Toscana es bastante probable que quedes encandilado por uno o varios elementos en los que querrás detenerte, y en los que querrás esa guía o ese mapa que te explique el cómo, el cuándo, el por qué, el quién. Florencia, como suele decirse, es un museo al aire libre. Hay monumentos, hay esculturas, hay cuadros, que merece la pena descubrir. Y entre todo esto, podemos destacar algo: el impresionante Duomo.

Su construcción comenzó a finales del siglo XIII, y no se completó hasta dos siglos más tarde, cuando Filippo Brunelleschi fue capaz de construir la cúpula que lo corona y que tantos quebraderos de cabeza causó. Esta cúpula ha sido, y sigue siendo, objeto de estudio y admiración. No es para menos. Su impresionante tamaño, sus intensos colores, la manera en que está construida y ubicada... Todo invita a la contemplación continúa. Lo que pocas personas saben es que puedes acercarte a ella, al menos de tres maneras diferentes, para sentirla aún más cerca.

Florencia | Italia

Puedes hacerlo como parte de una visita extensa al Duomo, a la Catedral Santa Maria del Fiore, una de las más hermosas de Italia. La entrada al conjunto incluye la subida a la cúpula, lo que implica poder observarla desde dentro, desde la misma construcción, tal como lo hicieron algún día las personas implicadas en ella.

Recorrer los pasadizos construidos para darla forma, observar de cerca el impresionante fresco que Giorgi Vasari (principalmente) desplegó en el interior y subir hasta la misma linterna, que podrás rodear disfrutando, además, de una vista única de Florencia. Te encontrarás en el punto más alto de la ciudad, y lo harás tras una experiencia magnífica. Recomendamos adquirir la entrada por Internet, en la página web oficial, pues así podrás reservar esta subida a la cúpula.

Esta visita al Duomo incluye también la posibilidad de subir al Campanile; esto es, la torre campanario del Duomo, situado a escasos metros de éste y construido en tres partes, conocido popularmente como el Campanile di Giotto. En esta subida al Campanile, por escaleras estrechas y empinadas, un poco en la línea de los pasadizos anteriormente comentados, tendremos oportunidad de observar la cúpula desde otra perspectiva. Una perspectiva tan interesante como la anterior, pues podremos admirar desde fuera la complejidad y la inmensidad de la construcción.

Por último, probablemente el modo más desconocido de aproximarnos a esta cúpula. También incluido en la entrada general, tenemos posibilidad de visitar el conocido como Museo dell 'Opera del Duomo. Este edificio está situado en la parte trasera del propio Duomo, y contiene entre otras cosas las esculturas auténticas de la fachada. Para completar una visita que consideramos imprescindible, podemos subir a la terraza del edificio, que nos colocará directamente frente a la cúpula, en uno de los lugares más tranquilos (por desconocidos) del conjunto. Observaremos la cúpula desde un punto cercano, sin agobios, sin pasadizos, sin grandes esfuerzos. Y con bastante tranquilidad. No dejéis de probarlo.

Los mas vistos

Más noticias

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.