La Isla del Norte

La Isla del Norte

Taranaki, la región con más personalidad de Nueva Zelanda

Costas marcadas, rocas imponentes, volcanes perfectos. Todo esto y mucho más te espera en la Isla del Norte para dejarte sin habla. ¡Descúbrelo!

Taranaki
Taranaki | Turismo Nueva Zelanda

Todavía hoy encontramos en Nueva Zelanda lugares a los que apenas llegan visitantes. Ese es el caso de Taranaki, la región con más personalidad de la Isla del Norte. Y es que la mayoría de las personas que se acercan hasta allí, que como acabamos de decir no son demasiadas, lo hacen para escalar su enorme montaña con forma de cono: el monte Taranaki. Lo cierto es que es precioso. Se trata de un volcán con una forma perfecta que tiene 120.000 años de vida, pero que desde 1775 está inactivo. Y además es fácil de escalar para aquellos que no son montañistas profesionales, ya que tiene senderos como el de Pouakai Circuit que se completa en tres días pero también otros más accesibles que se terminan en quince minutos.

Pero Taranaki es mucho más que esa montaña que contempla desde las alturas al resto de la región; se ve desde cualquier parte. En Taranaki hay también costas que enamoran a cualquiera, sobre todo a los amantes del surf. Y es que en las playas de Taranaki hay grandes olas ideales para practicar este deporte, sobre todo en la Black Beach, la Kumara Patch, la Graveyard y la playa The Sump. Allí hay siempre olas imponentes, como todo lo que se encuentra en esta región.

Además, en Taranaki puedes ir también en busca de panorámicas espectaculares: desde el volcán Paritutu Rock tendrás unas vistas increíbles de la costa de esta región y desde el faro del cabo Egmont tendrás de fondo el monte Taranaki del que antes hablábamos.

Taranaki | Turismo Nueva Zelanda

Y continuando con las montañas y la costa, puedes visitar los Whiteclifs Walkway, unos increíbles acantilados blancos. O Las Tres Hermanas, unas formaciones rocosas un tanto extrañas pero preciosas que están enterradas en la arena de la playa y se levantan veinticinco metros sobre el suelo. Muy cerca está El Elefante, otra roca que tiene una forma similar a la de este animal.

Pero si hablamos de espacios naturales, su marcada costa y sus volcanes perfectos no son todos los lugares de los que puedes disfrutar en Taranaki. En esta región de Nueva Zelanda también hay diecisiete jardines importantes o bien a nivel regional o bien a nivel nacional. Así, puedes visitar el Parque Pukekura y ver el zoológico, pasear por el bosque o disfrutar de las casas de exhibición; acercarte al jardín Tupare o a los Holland Gardens, dos de los más bonitos del país; ir al parque King Edward y ver la única estatua de Wendy que existe en el mundo o visitar el jardín Kensington y su estatua de Peter Pan.

Toda esta perfección de sus costas, volcanes, jardines y montañas es la que le da a Taranaki esa personalidad tan marcada de la que hablábamos en líneas anteriores. Pero si todavía no tienes suficiente, debes saber que en esta región encontrarás también infinitas muestras de arte, historia y cultura. Puedes ir al museo Puke Ariki, que es un centro patrimonial; caminar por el paseo marítimo de New Plymouth que tiene multitud de esculturas y piscinas de rocas que te encantarán; ir al Museo Nacional del Juguete Fun Ho! que guarda 3000 juguetes fabricados en 1936 o puedes contratar un tour guiado para que te cuenten la historia de las guerras de Taranaki.

Sea como sea, Taranaki es una región en la que encontrarás un sinfín de posibilidades de todo tipo. Y elijas lo que elijas, siempre será la mejor de las opciones, porque como decíamos Taranaki tiene una personalidad que no tiene límite y mires hacia donde mires te deja impresionado.

Más noticias

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.