KANSAS CITY

KANSAS CITY

Verrückt, el tobogán más alto del mundo

Verrückt es el tobogán de agua más alto del mundo y se alza majestuoso con vistas a la ciudad de Kansas City, en el parque acuático de Schlitterbahn. Atrévete a tirarte por el tobogán más loco en compañia de tus amigos. La experiencia no la olvidarás jamás.

Si lo tuyo es la aventura, y además te gusta disfrutarla con tus amigos, Verrückt es tu atracción perfecta, ya que promete una terrorífica experiencia que es mejor compartir. Y es que la bajada se realiza dentro de una balsa en la que caben hasta tres personas, así que podrás deslizarte y gritar a medida que la cosa se acelera, con compañía, lo que hará de la bajada algo súper emocionante.

Y atención, porque esto promete. El tobogán tiene una caída de 17 pisos de altura, unos 51,2 metros en total. Para que te hagas una idea, es más alto que las Cataratas del Niágara y que la Estatua de la Libertad desde su base hasta la antorcha. Y la velocidad que alcanzarás es de 104 kilómetros por hora. ¡Casi nada! Y por si esto fuera poco, a continuación, después de la caída inicial, la balsa del tobogán sube una colina que termina con otra caída de 15 metros de altura. Una doble emoción en esta atracción única en el mundo.

Hace unos días te contábamos que en Benidorm se encuentra Verti-Go, el tobogán-cápsula más alto. Este en Estados Unidos es de otra tipología, en balsa y abierto durante todo el recorrido, de ahí que cada uno ostente su récord de altura en su campo. En este caso, supera al alicantino en algo menos de 20 metros.

El parque acuático de Schlitterbahn abre todos los días, pero hay que tener en cuenta que, si quieres disfrutar del tobogán más alto del mundo, lo mejor es reservar con antelación. Si deseas montar en Verrückt, la reserva permite una cita para un viaje programado a una hora concreta. Así podrás disfrutar del resto del parque sin tener que estar pendiente de una cola y sin agobios, simplemente te tocará esperar tu turno.

El resto del parque no tiene desperdicio. Hay atracciones muy cañeras y para todas las edades. Puedes deslizarte por un tubo retorcido a toda velocidad en el Bahnzai Pipeline, un tobogán tubular que sale desde una torre de casi trece metros de altura, o bajar por el Caballero Negro desde la misma torre, un tobogán tubular que ofrece un paseo oscuro a través de una espiral totalmente cerrada. También el Wolfpack, una tubería extra ancha de aguas bravas.

Ciclón es otras de las atracciones. Aquí vas a bajar encima de una colchoneta por curvas cerradas y túneles desde la cima de una torre de 18 metros de altura, la misma desde la que sale Twister, el viaje más rápido, un emocionante paseo entre curvas y túneles cortos hasta llegar a la línea de meta, o Tornado Alley para deslizarte a toda velocidad.

Además hay rápidos y cataratas, una piscina con olas en la que puedes practicar el surf o aprender a manejarte con la tabla, una playa artificial para tomar el sol, juegos infantiles y muchas atracciones para deslizarte sobre flotadores en compañía de toda la familia.

Muy curiosa es también la tirolina Soaring Eagle. No es una tirolina al uso. Vas sentado y te lleva subiendo y bajando alrededor del Schlitterbahn Waterpark. Es como un telesilla para dos, pero no apto para los que no quieran una ración de adrenalina. Te tira rápidamente hacia atrás para luego subirte hasta 30 metros de altura y darte un paseo posando por encima de de ríos y toboganes. Sin duda un impresionante viaje en el que podrás disfrutar de las mejores vistas del parque y de la ciudad. El viaje cambia de dirección y hace un zoom hacia adelante a casi 50 kilómetros por hora hasta completar el vuelo. ¿Te lo vas a perder?

Más información:
Schlitterbahn Kansas City Waterpark

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.