FINALIZA SU RESTAURACIÓN

FINALIZA SU RESTAURACIÓN

Algunas curiosidades de la Fontana de Trevi que quizá nos sabías

Acaba de reabrirse al público la Fontana de Trevi, tras 17 meses de restauración que le han devuelto todo su esplendor. Para celebrarlo, hacemos un repaso a algunas curiosidades de esta célebre fuente romana.

Fontana de Trevi
Fontana de Trevi | Getty Images

En el año 1732 el Papa Clemente XII convocó un concurso para iniciar la construcción de una fuente, el arquitecto Nicola Salvi fue el que lo ganó e inició la construcción de la conocida fuente, sin embargo, no pudo terminarla ya que falleció en 1751 en su lugar Giuseppe Pannini la finalizó en 1762.

Muchos hombres fueron heridos y algunos murieron durante su construcción.

Actualmente existe la leyenda de las tres monedas que hay que lanzar a la fontana, la primera para volver a Roma, la segunda para encontrar un gran amor y la tercera para casarte, pero ¿de dónde viene la tradición de lanzar monedas? Se cree que los ancestros romanos lanzaban las monedas a las fuentes, los ríos y los lagos para que los dioses del agua les favorecieran en sus viajes y volvieran sanos y salvos a casa pronto.

El agua del monumento proviene de uno de los acueductos romanos más antiguos, el del Agua Virgen. Fue descubierto por unos soldados y en homenaje se puede ver la imagen de uno de los soldados romanos recogiendo el agua del acueducto. Hay 19 kilómetros desde el acueducto hasta la fuente. Desde este acueducto fluyen 2200 litros por segundo.

Papa tallado en la Fontana de Trevi

Hasta cinco Papa estuvieron envueltos en la construcción de la fuente Urbano VIII Barberini (1623-1644), Benedicto XIII Orsini (1724-1739), Clemente XII Corsini (1730-1740), Benedicto XIV Lambertini (1740-1758), Clemente XIII Rezzonico (1758-1769).

Hay un papa tallado en una de las losas del mármol de la fuente y un caracol tallado en las rocas.

Ventana de la Fontana de Trevi

La ventana que no existe, es una ventana de imitación pintada en la parte superior derecha de la fachada. Hay 24 ventanas en la fachada y se tardó tres años en construirla.

La base de la fuente contiene 300.000 litros de agua y se necesitaron 30 años para construir la fuente entera.

Más información: 
Restauración Fontana di Trevi
Turismo de Roma

Los mas vistos

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.