Consejos viajeros

Consejos viajeros

20 cosas que hacer en Alemania al menos una vez en la vida

Disfrutar de Alemania no es difícil, pero hay cosas que te permitirán disfrutarla y a la vez conocerla de verdad. ¡Son éstas!

Alemania
Alemania | Alemania

Alemania es un país que cuenta con un sinfín de posibilidades. Es grande y tiene desde ciudades de las mismas características hasta pueblos pequeños con encanto. Y todos ellos permiten conocer la esencia de este país. Sin duda, son muchas las cosas que permiten disfrutar de Alemania. Muchísimas, de hecho. Pero hay algunas que se tienen que situar en las primeras posiciones de la lista de ‘cosas que hacer en Alemania’.

Precisamente de esas, de las que cosas que tienes que hacer al menos una vez en la vida si visitas este país, son de las que vamos a hablar ahora. Toma nota y dinos, ¿cuántas te faltan por hacer?

Alemania | Alemania

Contemplar todos y cada uno de los murales que te vayas encontrando caminando por la calle.

Ir a la Oktoberfest y vivir de primera mano la fiesta de la cerveza. Ya vale de disfrutarla mentalmente al escuchar las experiencias de los demás.

Ver el muro de Berlín y repasar con ello un poquito de la historia de Alemania.

Admirar todos los monumentos de Hamburgo y también sus casi 2500 puentes.

Visitar alguno de sus mercadillos navideños.

Disfrutar de la grande y bella catedral de Colonia.

Asistir a uno de sus famosos espectáculos nocturnos de Ópera que se celebran en el Deutsche Oper Berlin, el Teatro Nacional de Múnich y el Hamburgische.

Sacar fuerzas para visitar algún campo de concentración nazi. Por duro que sea, es algo obligatorio en Alemania.

Degustar las comidas típicas alemanas, como pueden ser los pretzels, el eisben, el kartoffelsuppe o sí, por qué no, las salchichas.

Disfrutar de los carnavales de Düsseldorf, Mainz, Bonn y/o Colonia.

Pasear por los bosques de la Selva Negra y descubrir sus preciosos castillos.

Volver a sentirse un niño en el parque de Legoland.

Recorrer las calles medievales de Núremberg.

Visitar Dresde y admirar su capacidad de sobrevivir a un bombardeo.

Beber un buen Glühwein (vino caliente) en época de frío.

Admirar el gran monumento en homenaje a los judíos que hay en Berlín.

Hacer la Ruta Romántica por el país.

Navegar en alguno de sus bonitos lagos.

Ir a Hamelín y seguir los pasos del flautista de la fábula.

Asistir a uno de sus festivales del vino, típicos de la región del Rin o de orillas del río Meno.

Los mas vistos

Más noticias

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar, recoger datos estadísticos y mostrarle publicidad relevante. Si continúa navegando, está aceptando su uso. Puede obtener más información o cambiar la configuración en política de cookies.